Como evitar que te roben la moto

Como evitar que te roben la moto

 

 

Una moto es un objeto muy goloso para aquellos que no pueden permitírsela, y añorando lo ajeno, no tienen el más mínimo escrúpulo en adquirirla “a modo gratuito”. Todos los que anden en moto, de forma completamente legal, en alguna ocasión han conocido por terceros, o sufrido en carne propia, lo que significa que de pronto tu apreciado vehículo desaparezca. Por ello hay que tener en cuenta, que una vez nos bajemos de ella deberemos tomar una serie de precauciones para evitar que nos la roben.

En primer lugar debemos instalar un cortacorriente oculto, una alarma con gps, y anclarla con una buena pitón en un lugar bien visible, ya que aunque revienten esta última, no se la podrán llevar en marcha. Esto suele funcionar frente a niñatos caprichosos que lo único que buscan es darse hacerse los guays montados en ella, y evidentemente no van a poder hacerlo.

Si sospechamos que en la zona hay algo más que este tipo de gente menuda con más experiencia y con una furgoneta, además de pitones, alarmas con gps y cortacorrientes, que en algo ayudarán, pero que no evitaran que con la práctica que tienen, y unas buenas cizallas la suban a su vehículo y, ¡¡¡bye!!!, moto perdida. Lo mejor es aparcarla en un parking vigilado, bien asegurada a una zona de anclaje, hacerle una foto junto con el ticket del aparcamiento con el móvil, de cara a reclamar a su seguro en caso de robo, y por supuesto no dejar una copia de las llaves a ningún empleado.

Nunca está de más, dado como anda el tema, contratar un buen seguro que nos cubra el robo, ya que en estamos expuestos a que nos la quiten incluso subidos en ella.

Imagen |  masmoto